Mi opinión sobre éstas elecciones

Un día antes del 20D estaba seguro que Podemos y PsoE se entenderían pasadas las elecciones. Que hablarían y llegarían a un acuerdo. Al fin y al cabo, dos partidos de izquierdas, con programas casi idénticos, voluntad de cambio, preocupación por el sufrimiento de la población, etc. ¿qué podía fallar?

Pasaron las fiestas y vimos como se movía poco todo. Después, en orden cronológico:

  1.  El 22 de enero Pablo Iglesias propone un Gobierno de coalición junto al PsoE. Sánchez, al ser segunda fuerza, sería Presidente. Iglesias, al ser tercera, vicepresidente.  Algo bastante razonable a mi parecer. Acto seguido y como ya viene siendo de lamentable costumbre, numerosos ataques hacia Iglesias. Sánchez no contesta. No se moja. No puede.
  2. El 3 de febrero el rey propone a Sánchez a la investidura. De forma totalmente inexplicable para mi y para muchos entonces, ese mismo fin de semana, Sánchez inicia su negociación con Ciudadanos. La excusa fue el respaldo de Podemos  a que haya un referéndum en Catalunya. La realidad es que en ningún momento se habló sobre Catalunya ni entonces ni meses después. Sobre ésto, me gustaría añadir que, aunque Podemos siempre mantuvo que esa no era una linea roja, que si el PsoE tenía una mejor solución estaba dispuesto a escucharla, me parece muy triste que no gocemos de la salud democrática ni la valentía de otros países como UK o Canadá. Aquí sobre ese tema simplemente se difama: “Podemos quiere romper España”.
  3. El 23 de febrero PsoE y Cs dan a conocer el pacto alcanzado. Un pacto que como puntos a tener en cuenta:
    1. Rivera se pavoneaba de haber “colado” el 80% del programa de Cs en él. 
    2. Implicaba un contrato único que en realidad era una forma encubierta de reducir aún más la indemnización por despido
  4. Como sabéis, luego vinieron presiones a Podemos para votar a favor de ese pacto (eso si, que ni se les ocurra modificar nada). Prohibido tocar. “Voten a favor y a callar”, parece ser que pensaron. Aquí al menos el PsoE fue claro: si no lo hacían, los acusarían de estar a favor del PP. La pinza y todo eso. Y así han seguido hasta hoy.

Lo demás, como sabéis fue la no investidura de Sánchez y que estemos a punto de celebrar nuevas elecciones.

Pero entonces, mientras la maquinaria del PsoE iniciaba su ataque feroz contra Podemos, algo muy esclarecedor sucedió en Twitter. Fue el 8 de abril:

Para quién no lo sepa, José Antonio Pérez Tapias es, además de ex-diputado del PsoE, miembro de su Comité Federal. Para quién tampoco lo sepa, el Comité Federal del PsoE es el encargado de decidir entre otras cosas la política de pactos del partido.

Es decir, desde el 28 de diciembre Sánchez sabía que no podía pactar con Podemos. Los barones, que son los que deciden realmente en el PsoE, se lo habían prohibido. Y es esa la razón por la que volvemos a tener elecciones. Demos las gracias a personas como Susana Diaz, Fernández Vara o García Page. Ellos son los responsables. No Podemos.

Y que nadie se equivoque. Estos barones odian literalmente a Podemos. Son la casta. Saben que lo son y saben que si llega Podemos se les acaba el chollo. Se les acaba el enchufismo a sus amigos y las subvenciones. Se les acaba el vivir del betusto bipartidismo que ha traído a las zonas donde gobernaban niveles de desarrollo y paro propios de países del tercer mundo. Son gente que no creen en la democracia. Gente como Ibarra que dice que el resultado de las elecciones fue “un inmenso error”. Como si los ciudadanos y su voluntad pudieran estar de alguna manera equivocadas. Como si él estuviera en posesión de la verdad y no la voluntad de la mayoría. Qué miedo.

Sinceramente, ojalá me equivoque, pero no veo a Pedro Sanchez pactando con Pablo Iglesias y haciéndolo presidente. Mis apuestas son:

  1. La más probable: el PsoE se la pega históricamente again. Sánchez se ve obligado a dimitir. El repuesto (o la substituta) pacta con el PP la gran coalición por algún “sentido patrio” que ellos mismos inventen o permite a través de la abstención “por sentido de estado” otro gobierno del PP.
  2. Vuelven a jugar al matrimonio PsoE + Cs contando otra vez el mismo cuento: si Podemos no quiere al PP, tendrá que hacer presidente a Sanchez. Aunque hayan quedado terceros, da igual.

La verdad es que es lamentable que haya un candidato a la presidencia que se niegue a decir con quién va a pactar por puro interés electoral. Seguramente una postura sincera y honesta le haría perder menos votos de los que acabará perdiendo. Encima, se atreve con las carcajadas cuándo se le pregunta sobre el tema. Debería ser obligatorio contestar/definirse. Y más en éstas elecciones.

Para acabar, y sólo por puntualizar, otra cosa que se repite y repite por parte del PsoE es que PP y Podemos votaron en contra juntos. Han llegado a decir ridículamente que éstos dos partidos tienen un acuerdo para no atacarse. La realidad, es que el día de la fallida investidura votaron en contra TODOS los partidos menos los dos que pactaron: PSOE y Cs y Coalición Canaria que se abstuvo. Dejen de desinformar, manipular y columniar por favor.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Mi opinión sobre éstas elecciones

  1. Pingback: La deriva socialista y sus “patriotas” | tesnick.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s